Imagen destacada del artículo ¿Qué es el expolio de olivos?

Expolio de olivos, el negocio de los árboles centenarios

Hace 2 años tuvimos el placer de poder colaborar con la película “El Olivo” de Icíar Bollaín que invitaba a la reflexión sobre uno de los problemas que estamos experimentando en nuestro a día a día con el cuidado de los olivos: el expolio.

Cuando hablamos del expolio de olivos nos referimos la práctica tan común y habitual, desgraciadamente, de arrancar de cuajo los olivos, sacándolos de su terreno para poder venderlos – con un altísimo margen comercial rondando los 30.000€ por árbol – como adornos de rotondas, jardines, centros comerciales o incluso urbanizaciones y campos de golf.

Muchos de los olivos elegidos para el expolio no consiguen sobrevivir al trasplante, muriendo mucho antes de llegar a su destino que en la mayoría de los casos suele estar lejos de Europa.

Desde Apadrinaunolivo.org trabajamos por la protección y conservación del olivar centenario. Abogamos por una ley de protección para los árboles centenarios, que son nuestro patrimonio natural vivo en contra del expolio.

Expolio significa el retroceso de nuestra cultura, economía y tradición. Clic para tuitear

Consecuencias culturales, económicas y medioambientales del expolio

A pesar de ser una práctica cada vez más común en España debemos entender las consecuencias tan nefastas que esto tiene para nosotros. España es el mayor productor de aceite de oliva (más del 50% que se consume en el mundo), el expolio significaría el retroceso de nuestra cultura, economía y tradición.

Imagen de ¡Estamos en contra del expolio de olivos centenarios!

  • El olivo es parte de nuestra cultura junto con el aceite de oliva, pertenece a nuestras costumbres y tradiciones milenarias teniendo en cuenta que este árbol apareció en España gracias a los Fenicios, Íberos y Romanos que ya conocían su oro líquido.
  • Pertenecen a nuestro patrimonio cultural y paisajístico contribuyendo y siendo fuente de desarrollo rural, donde se produce el aceite y genera trabajo entorno al cuidado de este árbol.

Cuando vendemos un olivo centenario o milenario estamos eliminando una de las mayores fuentes de captación de CO2 de las que disponemos :

  • Contribuye a la mejora de la calidad del aire.
  • Disminuye el calentamiento global.
  • Mejora el medioambiente.
  • Mejora nuestra calidad de vida.

Los olivos forman parte de nuestro patrimonio cultural y paisajístico son además un motor de economía y desarrollo rural. 

¡Paremos el expolio de olivos y centrémonos en recuperarlo! Son una herramienta para reducir los niveles de CO2 y luchar contra la crisis climática que vivimos hoy en día.

_______________

Celia de la Hoz Sacasa
Responsable de comunicación y marketing de Apadrinaunolivo.org

Deja un comentario

Bitnami