Conversaciones bajo mi olivo: Accenture

Hace unos meses comenzamos con nuestra ronda de «Conversaciones bajo mi olivo». Una forma de dar visibilidad a todas esas entidades que colaboran con nosotros y hacen que Apadrinaunolivo.org sea posible.

Esta semana hablamos con Teresa Albertos, directora de Servicios Corporativos de España, Portugal e Israel de Accenture, quienes han incluido nuestro aceite de oliva virgen extra, el primero de categoría ‘Responsable’ del mercado y certificado por la Denominación de Origen Protegida del Bajo Aragón, en sus cestas de Navidad, ayudando a recuperar así 1.000 olivos abandonados en Oliete.

¿Por qué crees que es importante apoyar una iniciativa que trabaja por la repoblación?

El problema de la despoblación rural es un tema que está en las agendas políticas y sociales, no sólo de España sino de la mayoría de los países occidentales. Pero la solución a este problema debe venir de la mano de planes de acción muy bien definidos que aseguren la sostenibilidad de esa repoblación, ofreciendo oportunidades claras de trabajo y desarrollo en los núcleos rurales, y el adecuado sistema de infraestructuras (comunicaciones, conexiones, servicios sociales,..). En Accenture estamos comprometidos con la innovación social como respuesta a los retos sociales a los que nos enfrentamos como sociedad como la reducción de la pobreza, desigualdad, fortalecimiento de la empleabilidad, mejora de la educación… y por esto por lo que nos gustó el programa de Apadrinaunolivo.org.

Teresa, ¿qué relación tienes con el mundo rural? 

Yo soy de Ávila capital que, no siendo un pueblo, es un núcleo urbano que también, en alguna medida, está sufriendo algunos de los problemas de despoblación (reducción y envejecimiento de la población).

Mi padre se dedicaba a la ganadería, por lo que mi infancia ha estado muy ligada al campo (pasar ratos entre vacas, ovejas o recoger “pacas” de heno..). Esto me ha permitido conocer de cerca lo duro y sacrificado que es en ocasiones este sector: mirar al cielo para ver el tiempo que va a hacer y que no arruine la recogida de una cosecha, o saber que determinadas tareas del campo no entienden de festivos, vacaciones u horarios.

Los avances tecnológicos y la innovación en esta área están ayudando a minorar el esfuerzo físico de los hombres y mujeres que se dedican a este sector.

¿Crees que la sociedad está concienciada con el consumo responsable?

Sin duda, ¡cada vez más! La sociedad está adquiriendo cierto grado de madurez en el consumo responsable, lo que está repercutiendo en cambios de hábitos en el consumo y por ende, nuevas exigencias a las empresas fabricantes y de producción (información, procesos de producción, envases…).

¿Qué opinan vuestros empleados de que estéis apoyando este proyecto?

Este año incluimos el aceite de Apadrina un Olivo es nuestra cesta de Navidad. Una cesta que hemos querido que tenga un marcado acento de sostenibilidad. Y este mensaje que hemos querido trasladar a nuestras personas ha tenido un gran éxito y una magnífica acogida. En concreto, el impacto del aceite ha tenido una amplia repercusión, ¡incluso en redes sociales!

¿Qué le dirías a otras empresas que aún no conocen el proyecto?

Por supuesto les animaría a que se informen y que colaboren. Creo que, para grandes compañías como Accenture, ayudar este tipo de iniciativas debe estar dentro de nuestros planes de Negocio Responsable. Además como mencionaba, el impacto que trasladamos a nuestras personas es muy importante. Desde aquí animo a todos los emprendedores de este tipo de proyectos, con un mensaje de sostenibilidad y futuro, a que se muevan y se den a conocer.

¡Gracias Accenture por apoyar nuestro proyecto y luchar por la repoblación!


Gracias al apoyo de empresas colaboradoras que creen en una forma diferente de hacer las cosas de manera sostenible, social y medioambiental el proyecto es una realidad. Y seguimos creciendo, ¿Quieres ser una de ellas? Escríbenos a [email protected]

Deja un comentario

Bitnami